¿Qué responsabilidad tiene el fiador en un préstamo?

18.08.2021

En muchas ocasiones, los bancos, a la hora de prestarnos dinero solicitan además de las clásicas garantías como la hipoteca, que un tercero avale o afiance el crédito.

El fiador, dentro de un contrato de préstamo, tiene obligaciones específicas que mantener, por lo que, antes de otorgar una garantía, es necesario una ponderación adecuada.

El fiador es aquella persona que se obliga "a pagar o cumplir por un tercero, en el caso de no hacerlo éste".

Y aunque la definición es clara, la realidad es que un gran número de personas desconocen cuál es el verdadero alcance y además, muchas entidades obligan a los fiadores a renunciar a todos los privilegios legalmente concedidos a dicha figura.

Beneficios concedidos por la ley al fiador

  • Beneficio de exclusión: se trata de un derecho, por el cual, el fiador, no puede ser apremiado a pagar la deuda del obligado principal, mientras este último disponga de suficientes bienes. Lo que implica que el acreedor deberá agotar esa vía para poder dirigirse a los fiadores.
  • Beneficio de orden: este beneficio, ligado al anterior, implica que el acreedor deberá reclamar primero al deudor principal y después al fiador. 
  • Beneficio de división: solo resulta aplicable si hay más de un fiador, tratándose de un mecanismo que anula la "solidaridad" entre los fiadores, el prestamista no puede, si existe este beneficio reclamar la totalidad de la deuda a un solo fiador.

Al renunciar a estos beneficios, el fiador pasa a unas obligaciones idénticas a los de los deudores, perdiendo la protección legal a la que hacíamos referencia.

Por ello, antes de obligarte como fiador en un contrato bancario, es muy importante que conozcas, no sólo al deudor y su solvencia económica, sino también, las consecuencias que puede tener la renuncia a estos beneficios.  

Si estas buscando financiación, pincha a continuación:

María del team FinOra24

También te puede interesar: