¿Cómo pedir un préstamo fácil?

26.05.2021

Los créditos fáciles, son aquellos préstamos que requieren pocos trámites y gestiones para su concesión y, que además se otorgan de forma rápida.

En líneas generales, este tipo de préstamos se solicitan exclusivamente online y que cuentan con un proceso automatizado para valorar la solvencia del solicitante y para aprobar o no, de este modo, la concesión del crédito.

Los créditos fáciles rápidos reducen al mínimo los trámites y gestiones necesarios para su concesión, afirma el Banco de España.

El Banco de España también señala que no hay casi burocracia y que en líneas generales suelen sólo requerir rellenar un formulario y, en su caso, aportar documentación como copia del DNI, nómina algún recibo que acredite la residencia del solicitante y datos de la cuenta en la que se ingresará el dinero.

A la rapidez y a la comodidad de este tipo de créditos, suele sumarse otras dos características: la flexibilidad y la confidencialidad.

Complicaciones al pedir un préstamo

A pesar de que este tipo de préstamos busca facilitar el acceso a financiación al mayor número de personas posibles.

No todos los clientes, entienden siempre correctamente las condiciones y/o requisitos de los mismos. Los argumentos que le cuestan entender a muchos usuarios son: 

Plazo de devolución: El plazo de devolución del préstamo es el tiempo acordado que tiene el solicitante del dinero para devolverlo. En este tipo de préstamos muchas veces es reducido, pero siempre puedes contactar la entidad para prolongarlo.

Cuenta bancaria: debes ser el titular de la cuenta bancaria en la que se ingresará el dinero. Además, para verificar que eres tú el titular de esa cuenta y evitar suplantaciones de identidad, muchas plataformas te pedirán el pago de algunos céntimos que después te devolverán.

Aval: Un aval es una prueba que el solicitante de préstamo tiene la solvencia necesaria para devolverlo, ya sea en dinero o en forma de bien inmueble. Este tipo de requisitos normalmente te lo pedirán cuando el importe solicitado sea elevado.

Por último, es importante leer con atención el contrato del préstamo que se está solicitando, pues a pesar de que el trámite no conlleva mucho papeleo, si que es importante conocer exactamente los términos y condiciones de aquello que se está contratando. Todos los préstamos, los concedidos online y los que da la banca tradicional, cuentan con un contrato que ambas partes tendrán que firmar. No debes firmar ningún contrato, sino entiendes cada una de las cláusulas del mismo.  

Si necesitas un préstamo, fácil y rápido, pincha a continuación:

Marta del team FinOra24

También te podría interesar: